Ya hace un tiempo que realicé este escrito en la pagina web de tetere.com y que ahora hago una revisión aquí. Las comparativas… tema interesante y complicado a la vez!

Primero de todo para realizar una comparativa se tiene que tener muy claro la igualdad de condiciones, ya que sino será muy difícil poder llegar a una conclusión veraz. En el caso de que se quiera comparar el té de distintos sitios o el té de distintos productores, esta será la variable a evaluar, todo el resto de parámetros deben ser iguales; cantidad de té, tiempo de infusión, temperatura del agua, recipiente que utilizamos para infusionar el té,… Establecer un criterio será muy importante para poder llegar al objetivo propuesto, me refiero a la idea principal de la comparativa.

El té verde es conocido por sus propiedades, pero no quiere decir que los demás tés no tengan buenas propiedades. Posiblemente sea porque ha sido más estudiado o por su forma de tratarlo en los media Vs a los otros tipos de té. Dentro del té verde, no todo el té verde que encontramos en el mercado tiene las mismas propiedades. Su composición puede variar debido a muchos aspectos. Aspectos intrínsecos marcados por la misma planta y su crecimiento y otros aspectos externos marcados por el proceso de fabricación y el almacenamiento. También evidentemente por el proceso final de preparación.


Para una rápida y sencilla comparativa de té verde es interesante conocer:
Origen, cosecha, tipo de hoja del té (entre otros)
El tiempo que hace que esta en el mercado
Que durante su almacenaje no se ha alterado la calidad (contaminación, hoja rota,…)

Conociendo estas características y comparando tés en casa, realmente nuestro conocimiento y bagaje mejorará rápidamente.
Para poder mejorar no hay mejor forma que ir experimentando como un buen aficionado a esta bebida.
Salud y buen té!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *