Del 7 de abril al 13 de mayo estamos de viaje a las plantaciones de té y por ese motivo durante este período de tiempo la tienda y la teteria permanecerán cerradas. Referente a los pedidos en la tienda online realizados a partir del día 4 de abril (incluido) seran procesados y enviados a  partir del 15 de mayo. Descartar

Un aspecto importante de la automatización que tenemos hoy en día en la producción de té, es que esta no podrá cambiar nunca su tradición. Temomi significa «enrollado manual», y se ha convertido en un arte, siendo reconocido por el gobierno Japonés como «patrimonio inmaterial cultural». Pequeñas organizaciones de diferentes prefecturas de todo Japón han preservado y preservan esta tradición, produciendo pequeños lotes de temomi cha cada año. La producción de este tipo de té es tan pequeña, que muchas veces no llega al mercado y si lo hace, su precio es astronómico, inalcanzable para la mayoría de los consumidores.

Un poco de contexto…

Se cree que la planta del té era conocida en Japón antes de que el monje budista Eisai (1141-1215) trajera semillas de té desde China y empezará de esta forma su cultivo. Eisai visito dos veces China en 1168 y en 1187. Estudiaba Zen en la escuela budista Mahayana, y fue en su segundo viaje cuando trajo las semillas de té. Se comenta que las plantó en la montaña Sefuri, situada en la zona que ahora conocemos como Fukuoka. También dio semillas a otro monje que las plantó en Kyoto. Eisai también contribuyo a a creación del primer libro de té japonés «Kissa Yojoki» que significa «Como estar sano bebiendo té». Desde el S.VI monjes japoneses visitaban China para estudiar filosofía budista.

El cultivo del té en Japón empezó con la intención de producir matcha, alrededor del S.XII-XIII. El matcha lo disfrutaban los nobles y los samuráis, inalcanzable para el resto de la población, que bebía un tipo de té compacto, llamado «Senjicha». Su elaboración era herviendo y amazando las hojas.

Durante la segunda mitad del S.XVI, se desarrolló el sombreado de las hojas en Uji, antes de la recolección. Esto proporcionó un sabor más amable, más dulce y menos amargo, aunque nada tengan a ver aquellos matchas con los que se producen hoy en día (hoy en día son mucho mejor). En esta época, las hojas de té verde se hervían, se vaporizaban o se freían (sistema que habían aprendido de China). El sistema de sombreado sólo era utilizado por la gante autorizada por el gobierno. No todo el mundo lo podía utilizar. Es en este punto de la història cuando aparece Nagatani Soen, quien no está de acuerdo con lo que hace el gobierno y lo quiere cambiar.

Nagatani Soen o Souen nació en 1681 en un pueblo de lo que es hoy en día la prefectura de Kyoto. El Sr. Nagatani tampoco tenía la autorización del gobierno para la utilización de la nueva técnica para sombrear las plantas y sólo estaba autorizado a la producción de «Senjicha». Descontento con la situación, decidió que tenía que mejorar el proceso del «Senjicha» y poder ofrecer un mejor té a la mayoría de la gente (que no tenían acceso al matcha y al té sombreado). Fue en el año 1738, a los 58 años, cuando mezcló en un mismo proceso, los dos procesos que se llevaban a cabo por separado; el enrollado y el secado. El enrollado ayudaba a crear la forma de aguja de la hoja y el secado le permitía poder mantener el aroma fresco y el color verde de las hojas. El proceso del sencha había nacido.

El sencha es el tipo de té más popular en Japón. Más del 80% del té producido en Japón es sencha. El sencha se procesa a partir de hojas jóvenes de camellia sinensis en contacto directo con la luz del sol (sin sombrear), cosechadas en la primera o en la segunda cosecha. Vaporizadas, enrolladas en forma de aguja y secadas.

El té hecho a mano temomi cha, se dice, que se produjo por primera vez durante el S.XV, donde la hoja, sin sombrear, se enrollaba manualmente y después se secaba, obteniendo una hoja oscura, de color marrón. Después de los avances del sombreado y del sencha y después de que el sexto propietario de la empresa «Yamamotoyama Tea Company», inventara el proceso del gyokuro, en el año 1835, se mejoro y mucho el proceso del té hecho a mano (temomi). En 1838, Tokichi Sakamoto, reunió diferentes productores de Uji, en Shizuoka para construir una planta de producción para introducir los nuevos conocimientos referentes al procesado del té, a la gente, durante un período de pocos años, lo que les permitió difundir las mejoras en la técnica del procesado.

A partir del año 1850 la exportación de té se incrementó y también mejoraron las habilidades en la elaboración del temomi cha. Salieron diferentes escuelas de temomi cha siguiendo diferentes pasos en su elaboración manual. En 1905 se unificó el método del temomi cha. Debido a su complicado y duradero proceso, la mecanización se introdujo. Un grupo de gente consideró mantener el proceso manual de elaboración y fundaron la «Shizuoka Hand Made Tea Club» en el 1959. Su propósito principal era mantener la tradición del té elaborado a mano mediante actividades de formación, competiciones, exhibiciones,…

Pasos en la elaboración del TEMOMI CHA:

1- Vaporizado. Se vaporizan las hojas unos pocos segundos sobre los 100ºC.

2- Ha-burui. Todos los pasos se realizan encima de una mesa con temperatura llamada «jotan». Disminuir la humedad de la hoja. Este proceso tiene una duración de 30-50 minutos y al final del proceso el peso de las hojas se ha reducido en un 30%.

3- Kei-Kaiten-Momi + Ju-Kaiten-Momi. Activar el carácter y el aroma del té mediante el enrollado. Tiene una durada de 40-50 minutos.

4- Tamatoki + Nakaage. El tamatoko es un enrollado horizontal para separar las hojas. El Nakaage se realiza fuera de la mesa caliente y su función es deshacer las hojas para que no formen bolsa apelmazadas. Después de este paso las hojas han perdido el 50% del peso. Este proceso tiene una duración de 10-15 minutos.

5- Momikiri. Es otro tipo de enrollado para favorecer un secado uniforme.

6- Tenguri-Momi. Las hojas se enrollan unas contra otras, el color cambia a un verde oscuro, se incrementa el aroma y se fija la forma de la aguja.

7- Shiagemomi. Se acaba de fijar la forma de aguja a la hoja y se incrementa el brillo de la hoja. Hay diferentes formas de las cuáles el «kokuri» posiblemente sea la más común. Se divide la pila de hojas de té en 3 partes, uniéndolas de nuevo y enrollándolas con las dos manos.

8- Secado. Se secan las hojas encima de la misma mesa «jotan» a 70ºC, donde se han procesado, separándolas de manera homogénea y con un agujero en el medio.

Os dejo unas imágenes del Temomi que tenemos disponible en la tienda del C/ Saragossa, 113. 100% Yabukita, asamushi 15 segundos.

fukamushi
fukamushi
fukamushi
fukamushi

Un comentario de “TEMOMI CHA

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

  • Responsable LA TRIBU DE LA CAMELIA S.L.
  • Finalidad Moderar los comentarios.
  • Destinatarios Tu consentimiento.
  • Derechos Acceder, rectificar y suprimir los datos.
  • Información Adicional Puede consultar la información detallada en .

Esta web utiliza cookies . Si continuas navegando estás aceptándola