Se inventó en Kunming con la idea de satisfacer a los consumidores que buscaban tés con las características de los tés envejecidos, pero sin esperar tanto tiempo de maduración.