Hay dos conceptos importantes a tener en cuenta, uno es como envejecer el té y el otro es como conservar el té. En este caso nos centraremos en como conservar el té.

Como nota genérica, primero de todo para conservar el té es importante que esté en un sitio fresco y sin humedad. Si el té lo consumimos muy lentamente puede ser aconsejable guardar el té en un entorno frío. Sobretodo, en el caso de tés de baja oxidación y que hayan pasado por un proceso de vaporizado.

El hecho de guardar el té en frío tiene sus puntos débiles, como por ejemplo la condensación. De la cuál tendremos que ir con precaución para no estropear el té.

El estado de conservación del té, también dependerá del tiempo que tenga desde su fecha de producción. Sobretodo si su conservación no ha sido la más adecuada. Conservar los tés en un bote bien cerrado y opaco para que no entren aromas ni luz es importante pero muchas veces no es suficiente. Otro factor importante a tener en cuenta es que el recipiente de almacenamiento no esté cerca de focos de calor. De esta forma tendremos menos variabilidad en la temperatura durante un período de tiempo determinado. En este punto interviene de forma directa el material del recipiente.

conservar el té

Conclusión

En resumen, si tenemos un té que hemos comprado en buen estado de conservación, y lo consumimos dentro de un período corto de tiempo, no debemos tomar muchas precauciones (siempre que el sitio donde lo guardemos tenga poca variabilidad de temperatura y sea fresco y seco. El problema se acentúa cuando los tiempos de consumo se dilatan y no tomamos ninguna precaución.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Información básica sobre protección de datos

  • Responsable LA TRIBU DE LA CAMELIA S.L. .
  • Finalidad Moderar los comentarios. Responder las consultas.
  • Legitimación Tu consentimiento.
  • Destinatarios webempresa.
  • Derechos Acceder, rectificar y suprimir los datos.